Alexis Sánchez y el Olympique de Marsella habrían llegado a un acuerdo de contrato, pero el chileno forma parte del Inter de Milán por lo que esperan la luz verde de los ´neroazurros´ para poder formalizar el acuerdo.

El nativo de Antofagasta no tiene cabida en el plantel de Simone Inzaghi por lo que, desde que se abrió el mercado de fichajes ha estado buscando equipos interesados que le permitan tener un rol estelar y ayudarlos a ganar. Desde hace unos días ´el niño maravilla´ ha sido separado del resto del grupo de trabajo interista y durante la actual pretemporada no vio ni un minuto de acción, por lo que su salida es más que inminente.

El periodista experto en el mercado de pases europeo, Nicoló Schira, dio a conocer que el jugador se vinculará con el cuadro francés hasta el 2024, con un salario de 2,5 millones de euros al año. Para cerrar el negocio, Sánchez firmará el final de su compromiso con los ´lombardos´ y a cambio recibirá una indemnización cercana a los 5 millones de la divisa europea.

Nada decidido

Sin embargo, el mediocampista fue abordado por varios reporteros para conocer su situación contractual a lo que respondió, «estoy tranquilo. Todavía no lo he decidido. Hay que preguntarle a Fernando Felicevich», haciendo referencia a su agente encargado de las negociaciones. En el mismo orden de ideas, Sánchez detalló que, «todavía no quiero despedirme de la afición del Inter, es pronto para ello», esto, en medio de la posibilidad de salir con destino a Marsella.

En Francia, esperan fin de la estadía de Sánchez en el fútbol italiano para dar por hecha su incorporación al Olympique de Marsella. Por el momento, el presidente del club, Pablo Longoria, prefiere esperar que se concrete el acuerdo para poder afirmar la llegada del chileno a su equipo.

En el mismo orden de ideas, Longoria aprovechó el momento para comentar que, “son jugadores de nivel internacional, de un nivel muy alto, pero no me gusta hablar de jugadores individuales, actualmente tienen contrato con otros clubes y hay que respetarlos”, haciendo alusión a la adición del veterano jugador, que la temporada pasada disputó 27 choques de la Serie A, marcando 5 goles y 2 asistencias. De igual manera, vio acción en 6 duelos de la Champions League y otros 5 correspondientes a la Copa Italia, trofeo que sumó a su palmarés personal.

Escalada de pocos peldaños

El Olympique de Marsella son los actuales subcampeones de la liga francesa y con la suma del volante que está próximo a cumplir 34 años, esperan darle caza al Paris Saint-Germain, favoritos a llevarse nuevamente el título nacional, además de competir en la próxima edición de la Champions League.

Para cumplir tal objetivo, el Marsella ya se ha hecho de nombres interesantes como el del delantero colombiano Luis Suárez, los porteros españoles Pau López y Rubén Blanco, los mediocampistas Jonathan Clauss y Kevin Strootman, así como los defensores Roggeiro Nyakossi, Lucas Perrín y Samuel Gigot, entre las más resaltantes adiciones.